A partir del 2020 el gobierno cambiará la manera de actualizar el impuesto del ABL.

Ya no será más un aumento anual como lo era hasta ahora.  El impuesto subirá mensualmente de acuerdo a la inflación.  En enero, entonces, tendrá un incremento de 3,4%.

Este lunes por la tarde ingresó a la Legislatura el proyecto propuesto por el ejecutivo. En lugar de calcular la actualización de ABL de acuerdo a la inflación pasada y aplicarlo en una sola vez, el Gobierno establecerá un esquema mensual, que tendrá un rezago de cinco meses.

De esa manera, en enero el ABL subirá 3,4%. Ese fue el índice de precios de agosto que publicó el instituto estadístico de la Ciudad. En febrero subirá 5%, que fue la suba de precios mensual de septiembre y en marzo lo hará 2,8%. Según explicaron desde el Gobierno porteño, con la metodología anterior el im

Para aquellos que sean considerados «buenos cumplidores» -es decir que no deban cuotas o que estén adheridos a débito automático-, el Gobierno mantendrá el descuento de 10% en la boleta, aunque se verá compensado por ese 3,4% de aumento. El beneficio, entonces, será de 6,6%. Por otra parte, los contribuyentes que paguen el impuesto anual por adelantado tendrán un ajuste del 15%.

El rezago de cinco meses entre la inflación y la fecha de cobro del ABL responde, de acuerdo a un comunicado del Gobierno porteño, al período que toma en cuenta el Ejecutivo para valuar los inmuebles -entre julio de 2018 y julio de 2019- y en otros procesos administrativos como la emisión de las boletas.

Desde el Gobierno porteño lo consideraron «una muy buena noticia para el vecino» y afirmaron que el Estado municipal «afrontará un esfuerzo fiscal» por dejar de recaudar el ABL con un aumento de 52%, aunque no precisaron qué cifra tendrá ese costo para las arcas de la Ciudad.

Según agregaron fuentes del Gobierno de Horacio Rodríguez Larreta, las patentes conservarán el esquema de suba anual y tendrá un ajuste de un 30% promedio durante 2020