Esta obra hará más fácil la combinación de las líneas B, C y D.  Antes de la pandemia (por la que estamos todos atravesado), esta estación era uno de los puntos más neurálgicos de la red, donde transitaban más de 300 mil usuarios por día.

Seguimos avanzando en las obras del Subte, con las medidas de prevención necesarias frente al COVID-19. Así, estamos trabajando en tareas de excavación y hormigones.

En este sentido, ya finalizamos la primera etapa del proyecto, parte de la segunda y resta una tercera. Al terminar, minimizaremos la congestión de usuarios en los andenes, facilitaremos el acceso y la combinación entre las líneas y mejoraremos la seguridad en caso de emergencia.

Etapas de la obra:

  • Primera etapa (finalizada)
    Consistió en la construcción de un túnel de hormigón armado con sus respectivos empalmes con el andén sentido a Catedral de la Línea D y el andén mano a Constitución de la Línea C. Las obras incluyeron los accesos por escalera fija y ascensor.
  • Segunda etapa (en obra)
    Comprendió la construcción de un amplio acceso sobre la calle Sarmiento, entre Suipacha y Esmeralda, que conecta con la estación 9 de Julio en el andén sentido a Catedral de la Línea D. Además, contempla la instalación de dos ascensores: uno en la estación Diagonal Norte sentido a Retiro (inaugurado) y otro en 9 de Julio (andén norte, sentido a Catedral).
  • Tercera etapa (en obra)
    En la última fase de las obras ampliaremos andén de la estación 9 de Julio y construiremos un pasillo paralelo para realizar el trasbordo entre líneas B y C. Además, expandiremos ambos andenes de Diagonal Norte e incorporaremos un ascensor -que unirá la vereda y el andén sentido a Congreso de Tucumán de la Línea D-, salas auxiliares y de ventilación para el conjunto de estaciones.